La joven de 26 años intentó quitarse la vida y permanece en estado crítico. Dejó una carta para despedirse de sus dos hijos y con la clave de su celular, para facilitar el accionar de la Justicia.

Una joven policía de 26 años se pegó un tiro en la cabeza con su arma reglamentaria para intentar quitarse la vida, luego que se viralizara un video íntimo.

El hecho ocurrió en la localidad bonaerense de Bragado. La joven, identificada como Belén San Román, se desempeñaba en el Comando de Prevención Rural de la policía bonaerense y tiene dos hijos, uno de 8 y otro de 2 años.

Sus propios compañeros la encontraron desvanecida en su casa, luego de dispararse con su arma. Dejó una carta en la que le pidió perdón a su familia y anotó la clave de sus celular, para facilitar el accionar de la Justicia.

San Román llegó con signos vitales al hospital local, donde le lunes fue operada, pero su cuadro es crítico, y según su familia, “irreversible”.

“Belén le envío videos íntimos a un tipo que está preso y cuando ya no lo quiso hacer más la amenazó. Ahí fue cuando viralizó el video”, relató un familiar de la joven a Perfil.  “Este tipo la amenazaba con seguir subiendo vídeos y acá en Bragado nos conocemos todos. Es lamentable que estás cosas pasen pero vamos a denunciarlo para que no pase más”, relató el familiar de la joven.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *